Les Halles de Angouleme

Les Halles de Angouleme

El lugar que actualmente ocupa el gran mercado Les Halles de Angoulême formaba parte de las antiguas murallas de la ciudad. En el año 1250, el rey Luis IX erigió allí un castillo que luego sirvió como prisión real y más adelante sede de la policía municipal.

En el siglo XIX el castillo fue parcialmente remodelado, pero los avances de la urbanización hicieron necesaria la construcción de una nueva cárcel, en el distrito de Saint-Roch, y los restos del castillo se demolieron completamente en 1887 para construir un gran mercado cubierto.

Así nació Les Halles de Angoulême, un edificio diseñado por el arquitecto Edouard Warin inspirado en el famoso Les Halles de París que había ideado Victor Baltard. La arquitectura de vidrio y metal buscaba asegurar la ventilación de los locales y suficiente luz natural, mientras que se utilizó piedra y ladrillo para aportar policromía al conjunto. En la actualidad, Les Halles forma parte del Inventario de Monumentos Históricos y el edificio fue totalmente remodelado en el año 2000.

Sin embargo, para recordarnos su origen, en la pared trasera del edificio el artista Max Cabanes realizó un mural en tonos de azul llamado “La Fille des Remparts”, representando su ciudad natal, Béziers, rodeada de murallas como Angulême.  El lugar había sido estratégicamente elegido; con vistas al lado norte de la ciudad vieja, ofrece amplias vistas del Valle de la Charente, incluyendo el distrito de L’houmeau, antigua y animada zona comercial hasta el siglo XIX debido al tráfico de barcazas en la Charente.

El edificio, construido en 1888, estuvo destinado a funcionar como mercado, aunque ya en 1855 estaban allí los almacenes municipales. Edward Warin era el arquitecto de la ciudad y en realidad Les Halles de Angoulême es una réplica, a menor escala, de Les Halles de París, y uno de los últimos vestigios de la arquitectura industrial del siglo XIX.

Si visitas Les Halles por la mañana disfrutarás su atmósfera animada y sus puestos con todo tipo de productos locales.  A partir de la remodelación del año 2000 poco queda de su magnífico interior, pero conserva la entrada principal y los ornamentos del techo y las paredes. Sin embargo los domingos por la mañana Les Halles parece muy tranquilo: la mayoría de los comerciantes se desplazan hacia el Mercado Víctor Hugo, con su largo salón con puestos de alimentos naturales como quesos de cabra y frutas frescas.

Por otra parte Les Halles es un excelente punto de partida para visitar la ciudad vieja; muy cerca de aquí se encuentra la oficina de turismo donde podrás obtener mapas, folletos e información sobre los atractivos locales, y también restaurantes y cafés donde sentarse para hacer una pausa reparadora y ver pasar el mundo.

Foto: vía rs87330

Imprimir

Categorias: Compras en Angouleme


Deja tu comentario